publicidad

Zulia inicia el año con dos casos de mordeduras de serpientes

José Alejandro Urdaneta / Maracaibo / jurdaneta@laverdad.com
El primero de los incidentes fue atendido en el Hospital Dr. Luis Razetti de Mene Grande. El segundo ocurrió en Puerto Escondido, parroquia Pueblo Nuevo del municipio Baralt. Se reportó además que un niño de siete años presentó una picadura de escorpión en el pie que fue atendida en un centro asistencial de Mene Grande

(Foto: Cortesía)

En los tres primeros días del 2018, se reportaron tres personas lesionadas por mordeduras de serpientes y escorpiones. 

El primero de los casos ocurrió el 2 de enero en El Encanto, parroquia Santa Isabel del municipio Andrés Bello del estado Trujillo, cuando Ramón Pineda, de 32 años, mientras realizaba labores agrícolas fue atacado por una serpiente rabo amarillo. 

El hombre fue auxiliado y trasladado al Hospital Dr. Luis Razetti de Mene Grande, municipio Baralt, donde fue atendido por la mordedura que presentó en el pie derecho. 

La víctima fue remitida al Hospital Dr. Pedro García Clara de Ciudad Ojeda donde permanece en evaluación tras recibir la dosis requerida de sueros antiofídicos. 

El segundo caso también fue atendido en el Hospital Luis Razetti en la noche del mismo 2 de enero. Efrain González, de 25 años, fue mordido por una serpiente en un pie en una zona de Puerto Escondido, parroquia Pueblo Nuevo del municipio Baralt. El muchacho se recupera en un centro de la localidad. 

En otro incidente, un niño de siete años, identificado como Jonathan Alejandro Acosta, fue picado por un escorpión en el pie izquierdo mientras estaba en su casa. 

El pequeño fue llevado al ambulatorio de Ceuta en la parroquia General Urdaneta de Baralt. 

El capitán del INEA, Luis Contreras, suministró los antídotos requeridos para el tratamiento de estos hechos. 

Más noticias

Comentarios
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: web@laverdad.com , noticias@laverdad.com o ventas@laverdad.com
Desarrollado por Miguel Guadarrama