publicidad


¡La mentira siniestra a flor de labios!

Joise Morillo / Licenciado en Filosofía / Kaojoise@hotmail.com
“Si quieres controlar al pueblo, controla su alimentación y, luego, vendrá a agradecerte por las miserias que le das”,  Josif Stalin

Ustedes, los adláteres y del socialismo, son especialistas en engañar al populacho, por eso tal que déspotas, evitan y atacan el intelectualismo. O sea, ustedes. Los acólitos de los tiranos y los tiranos totalitarios populistas tienen que achacarle -emulando a Goebbels, ministro de Información y Propaganda nazi- todos los males que producen al pueblo con su sistema macabro de la gallina desplumada viva, a la oposición.

Ustedes le hacen creer al pueblo que el hambre, la sed, la escasez y las enfermedades son culpa de los opositores, además, hacen que sus cancerberos y simpatizantes lo repitan en todo momento.

Esa, la estrategia de la propaganda nazi-fascista, mientras esparcen como “perfume” su retórica embustera para mantener desinformado al mundo, controlan a discreción los servicios básicos y la alimentación, en consecuencia, vuelven a pueblo dependientes de la miseria que les prodigan los sátrapas del Gobierno y, con ello, mantienen el poder.

Paralelamente, se buscan o crean “el cuento” de invasión y bloqueo de parte de un enemigo -la carta bajo el brazo- poderoso, para justificar la necesidad de un ejército de mercenarios y zánganos, no para defender la patria, sino para defender a los tiranos de posibles rebeliones en su contra. Mientras, mantienen un régimen estilo soviético-castro-comunista de hambre y terror.

En otras palabras, someten al pueblo a una dependencia siniestra para satisfacer necesidades básicas. Imponen  altos impuestos para mantener un ejército, no para defender la patria como profesan, sino al régimen opresor que desarrollan, ¡son unos miserables!, Josif Stalin solía espetar que: 

“Si quieres controlar al pueblo, controla su alimentación y, luego, vendrá a agradecerte por las miserias que le das”.  

Por su lado, Winston Churchill afirmaba lo siguiente:

“El vicio inherente al capitalismo es el desigual reparto de bienes. La virtud inherente al socialismo es el equitativo reparto de la miseria”. Esto lo sufren sumisamente los incautos que creen en el socialismo, que maltrata al pueblo ignorante de política y a ustedes sus cómplices, que enajenados por un sistema opresor que usurpa el poder y secuestra la legítima democracia en nombre de un sector que de principio considera como tonto útil según Marx y Lenin, al pueblo”. El método es: la propaganda de mentira fresca.

Comentarios
Cargando...
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: web@laverdad.com , noticias@laverdad.com o ventas@laverdad.com
Desarrollado por Miguel Guadarrama