publicidad

Los orientadores venezolanos

Marlene Primera Galué / Secretaria de LUZ / opinion@secretaria.luz.edu.ve
Un ejemplo claro lo tenemos en nuestras propias dependencias, como la Comisión Prueba LUZ, apoyada por una labor científica que proporciona orientación a los bachilleres que buscan optar por un cupo en nuestra institución

Hoy debemos reconocer una labor que se vuelve cada vez más imprescindible en nuestra sociedad, en donde miles de jóvenes en las condiciones más diversas requieren de una mano que les apoye y guíe entre un conjunto de situaciones en las cuales los valores, el ejemplo a seguir y el apoyo de alguien confiable son tan necesarios para no perder el camino del crecimiento mental, intelectual y espiritual.

En una oportunidad la Madre Teresa de Calcuta dijo: “No deis solo lo superfluo, dad vuestro corazón”. Y refiero esta frase porque para mí representa la labor de muchos orientadores venezolanos, que haciendo honor a su carrera, dan de sí más que el conocimiento aprendido en nuestras aulas de clase: una vocación genuina de ayudar a esa persona necesitada.

En La Universidad del Zulia sobran los ejemplos entre profesores y personal administrativo, que a pesar de las difíciles condiciones que aquejan a nuestra alma máter, trabajan con pasión y compromiso institucional.

Un ejemplo claro lo tenemos en nuestras propias dependencias, como la Comisión Prueba LUZ, apoyada por una labor científica que proporciona orientación a los bachilleres que buscan optar por un cupo en nuestra institución, y que esta prueba vocacional -mejorada con el uso de las nuevas tecnologías y el trabajo constante de este equipo- les ayuda enormemente a la hora de decidir la carrera universitaria de sus vidas.

De igual manera este ejemplo se repite en otras dependencias de nuestra Universidad, así como en nuestros salones de clase, donde un valioso equipo docente ofrece sus conocimientos para el crecimiento estudiantil, a pesar del salario duramente empobrecido o las condiciones del país adversas para quienes tenemos un papel que cumplir en la academia.

Por eso en el día del orientador, no tenemos palabras suficientes para agradecer no solo el papel que cumplen en la sociedad, sino esa vocación de guiar a quien lo necesita, especialmente en los espacios universitarios.

Comentarios
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: web@laverdad.com , noticias@laverdad.com o ventas@laverdad.com
Desarrollado por Miguel Guadarrama